Los Soldaditos de Barro

Cuenta una antigua historia, que antes de que las estrellas brillarán en los cielos y que el Universo fuera vasto y oscuro, existío un Escultor que vivió en una isla en la que todo era perfecto.

Allí, la tierra era completamente plana, todos los árboles tenían una misma altura, las frutas permanecían siempre jugosas y maduras; y solo existían los bellos recuerdos. Él la había esculpido durante siglos y estaba muy orgulloso de ella.

Pero con el devenir de los tiempos sintió soledad, por lo que decidió crear un Ser similar a Él para así compartirla. Entonces, tomando un puñado de tierra y mezclandolo con agua creó barro, barro el que más adelante moldeó hasta convertir en Soldaditos, en tres hermosos Soldaditos de Barro.

Luego, con mucho cuidado, abrió un orificio en el centro de sus pechos en donde rocío diminutas gotitas de amor. 

El vivio muy feliz junto a ellos durante muchas épocas.

Pero llegó el día en que uno de los Soldaditos sintió curiosidad por saber cómo era la vida carente de amor, perfección y de bellos recuerdos; por lo que pidió al Escultor que le permitiera experimentar vivir fuera de aquel mundo en donde había permanecido durante tanto tiempo.

Entonces el Escultor, para complacerlo, creo otra isla, una isla imperfecta. Allí, la tierra no era plana sino que tenía montañas y llanuras. Los árboles no eran iguales sino que habian altos y habían bajos. Los frutos no estaban siempre jugosos y maduros sino que también habían nuevos y secos; y no había recuerdos.

Además, para que el Soldadito pudiera experimentar lo que era vivir sin amor, lo envio hasta la nueva isla junto con los otros dos Soldaditos de Barro, a los que removió, con el mismo cuidado con que las colocó, las gotitas de amor de sus pechos y en cambio, puso gotitas de Miedo. Y así pudieran ayudar al Soldadito a experimentar la vida sin amor, ya que no lo tenían.

Pero con el pasar de los años el Escultor volvió a sentir soledad, por lo que decidió moldear y dar vida a tres nuevos Soldaditos de Barro, quienes ahora le acompañarian.

Tiempo después, cuando menos lo esperaba, los tres primeros Soldaditos de Barro regresaron de la isla imperfecta. Regresaron diferentes. La experiencia los había cambiado por completo y les había permitido crecer desde una perspectiva imperfecta; valorando ahora la grandeza del amor del Escultor bajo el drama del Miedo.

Entonces los Soldaditos, confesaron al Escultor su deseo de experimentar otros sentimientos diferentes al del Miedo para seguir creciendo y valorando aún más el amor que por Él ellos sentian. Y Él accedió. Por lo que el Escultor removió con mucho cuidado las gotitas de Miedo de los dos Soldaditos y en cambio, colocó gotitas de Tristeza; y así pudieran vivir en la isla imperfecta una nueva experiencia, bajo un nuevo sentimiento.

Los tres nuevos Soldaditos de Barro sintieron curiosidad por la aventura vivida por los Soldaditos anteriores, por lo que informaron al Escultor su deseo de conocer también la isla imperfecta para experimentar la vida fuera del mundo conocido, la carencia del amor y de los bellos recuerdos, así como ellos. A lo que también Él accedió.

Ahora vivían en la isla imperfecta los seis Soldaditos, tres experimentando el drama del Miedo y tres experimentado el drama de la Tristeza.

Con el pasar de los años el Escultor volvió a sentir soledad nuevamente, por lo que decidió moldear y dar vida a tres nuevos Soldaditos de Barro.

Y así fueron nueve, doce, quince, diez y ocho, veinte y uno, veinte y cuatro, veinte y siete y siguieron creciendo en número y experiencias hasta que poblaron por cientos y miles la isla imperfecta. Y ellos fueron viviendo los distintos dramas de la vida por medio de sentimientos como: La Frustración, La Ira, La Culpa, Los Celos, El Humor, La Alegría, La Gratitud, La Esperanza y La Sorpresa. Con la llegada de La Desesperanza y La Compasión el Escultor dio paso a las Guerras y las Catástrofes.

Los Soldaditos que se encontraban en una etapa avanzada por haber completado gran parte de su proceso de aprendizaje eran llamados Sabios a su regreso a la isla; y ayudaron a la creación de las Civilizaciones.

Mientras que los que ya habían completado su proceso de aprendizaje permanecían por la eternidad en la dulce compañía del Escultor y solo algunos eran enviados de regreso a la isla imperfecta, de forma temporal, para recordar a los demás Soldaditos el mensaje de amor del Escultor. Y a ellos le llamaban Redentores.

Y los Soldaditos de Barro se hicieron cada vez más fuertes ya que por medio de la imperfección y la falta de recuerdos crecieron y conocieron el amor del Escultor desde diferentes perspectivas; a quien amaron cada vez más y más hasta el final de los días.

Y así el mundo fue mundo.

Glosario de Términos , Frases é Ideas

El Escultor: Es la Fuente creadora de todo lo que existe.

La Isla Perfecta: Es el mundo No material. Algunos le llaman el mundo Espiritual y otros, le dicen el Cielo.

La Isla Imperfecta: Es el mundo material. El planeta donde nos toca vivir.

El Barro: Masa moldeable que se consigue combinando adecuadamente agua y tierra. Lo equiparo al proceso de creación del cuerpo humano.

El Soldadito de Barro: Es el alma aventurera, que habita en el mundo Espiritual y que se atreve a pedir a su Dios (su creador) conocer algo diferente a lo que hasta ese momento había conocido.

Los Tres Soldaditos de Barro:Es la manera como las almas llegan al mundo material, con un plan que envuelve a varias ó a un grupo de ellas. Es la forma como nuestro Creador hace posible que la experiencia, que debemos experimentar en el viaje que nos toque vivir sea posible.

Orificio en sus pechos: Me refiero al corazón. Aquel lugar en el cuerpo físico donde guardamos nuestros sentimientos. Allí donde se alberga la bondad ó la maldad en cada uno de nosotros.

Los Bellos Recuerdos: Es la conciencia. Es cuando nuestra parte Espiritual se hace consciente de todas y cada una de nuestras experiencias pasadas y presentes.

La Carencia de Recuerdos: Es la no conciencia. Es como la mayoría de nosotros inicia su viaje en el mundo material. Carente de recuerdos y con nuestra mente en blanco, sin una idea clara de lo que realmente somos y de lo que venimos hacer.

El Drama: Es la vida. Es la obra teatral que vivimos cada uno de los encarnados en el mundo material. Donde todos tienen un papel, siendo conscientes o no de el.

Los Sentimientos:Reflejan cada una de las experiencias que nuestro creador necesita que experimentemos en el mundo material; para que de esta manera podamos seguir creciendo y desarrollándonos.

La Soledad: La Soledad que sintió el Escultor, en cada momento en donde decide crear nuevos Soldaditos de Barro, representa su deseo infinito de crear. Así como un Carpintero ama y necesita trabajar con la madera ó un Violinista ama y necesita tocar las melodías en su Violín, así el Creador ama y necesita utilizar su poder creador para crear.

La tierra no era plana sino que tenía montañas y llanuras. Los árboles no eran iguales sino que habian altos y habían bajos. Los frutos no estaban siempre jugosos y maduros sino que también habían nuevos y secos: Hace referencia al mundo de los opuestos. Allí donde la única manera de conocer lo que es alto es sabiendo primero lo que es bajo. Allí donde la única manera de conocer lo que es el frío es conociendo primero lo que es lo caliente y donde la única manera de conocer lo ancho es conociendo primero lo que es estrecho. Fue como nuestro creador definió el proceso de aprendizaje en el mundo material, basado en que podremos encontrar el camino de lo que realmente queremos solo y únicamente cuando hayamos entendido primero lo que realmente no queremos.

Con la llegada de La Desesperanza y La Compasión el Escultor dio paso a las Guerras y a las Catástrofes: Algunos de los sentimientos más difíciles de percibir y vivir requerirán siempre de situaciones que los generen en las personas. Fue el caso de la Desesperanza y la Compasión que requirieron de la Guerra y de las Catástrofes. Todas las situaciones, por malas o difíciles que puedan parecer, siempre tendrán una razón ante los ojos del Creador.

Esculpido: Creado, formado por el Creador.

Sabio: Es aquel que por medio del Silencio logra transformar la voz de la mente en Conocimiento. Es quien por medio de la Humildad logra transmutar ese Conocimiento en Grandeza. Y quien por medio del Amor logra convertir esa Grandeza en Serenidad. Entonces siendo sereno controla sus emociones, no juzga y acepta a los demás tal y como son. Esto se logra solo por medio del crecimiento Espiritual en el ir y devenir de nuestras experiencias.

Redentor: Es el que rescata de la esclavitud. Es el que libera de una obligación o pone fin a un dolor o molestia.   

Por: César Pérez

Copyright © Todos los Derechos Reservados Por derechos de autor, se prohíbe la reproducción parcial o total.

Advertisements

Agregar un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Cambiar )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Cambiar )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Cambiar )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Cambiar )

Connecting to %s